Para no olvidar

ELKIN RAMÍREZ: 1962 – 2017

Alejandro Marin

ELKIN RAMÍREZ: 1962 – 2017

Gabriel Posada

Con la colaboración de Gabriel Posada

Elkin Ramírez, uno de los pioneros del hard rock colombiano e incansable y titánico artista independiente fundador del grupo Kraken, falleció en Medellín tras una recaída en la que fue internado en la clínica Las Américas el pasado 24 de diciembre, posterior a una delicada cirugía en la que le extrajeron un edema fibroso en el parietal izquierdo. Tenía 54 años de edad.

El titán del rock colombiano definió la historia del rock duro en nuestro país, al igual que el concepto del artista como emprendedor independiente. 

Ramírez fue soñador cuando en los estudios musicales de Colombia solo se entendía por música a la naturaleza tropical de la raspa y del vallenato clásico. El lenguaje épico de escudos, espadas, montañas y leyendas fue descifrado por las letras de canciones que retumban por los senderos del rock nacional, que se atrevió a volar co las alas de los míticos dragones que establecieron otra dimensión en el juego de tronos del rock mundial.

Elkin Fernando Ramírez Zapata nació en Medellín el 26 de octubre de 1962, donde cursó sus estudios de primaria y secundaria, al tiempo que exploró las artes plásticas desde la academia, la literatura y la música, vinculándose a diferentes talleres particulares especializados. Posteriormente renunció a todo tipo de vinculación con instituciones académicas y se dedicó a ser autodidacta.

Kraken se fundó en Medellín en 1984, con claras influencias de tendencias musicales maduradas al inicio de los años 80, como el hard rock y el rock progresivo. El proyecto musical se inauguró con un concierto de lanzamiento oficial en Medellín, en el teatro Lux en el barrio Manrique, el 22 de septiembre de 1984 ante 1.200 personas, pero logró su consagración musical dos años más tarde con un concierto y un puñado de canciones que ya cantaba la audiencia y se rotaban en cassettes por Medellín.

Nada ha Cambiado Aún”; “Todo Hombre es una Historia”; y “Muere Libre” fueron esas primeras grandes memorias, marcadas  con la influencia del Heavy Metal que corearon los asistentes a la Plaza de Toros La Macarena de Medellín en 1986, cuando Kraken se presentó al lado de la agrupación Brasilera Santuario ante 6.000 asistentes.

Kraken firmó un contrato con el sello tropical Codiscos, pero no fue sino después de muchos meses de desprecio que por fin tuvieron un chance en estudio cuando un artista no se presentó a grabar. 

En 1986, Kraken logró concretar la grabación del primer sencillo en formato de 45 revoluciones, no sin antes que Codiscos impusiera a Ramírez y a su grupo la condición de recaudar 500 firmas de personas comprometidas a comprar las primeras copias exigidas de la primera placa. 

La grabación, que incluía los éxitos “Todo Hombre Es Una Historia” y “Muere Libre“, superó las expectativas de ventas, logrando la no despreciable cifra de 8 mil unidades y sacudiendo los cimientos de la radio musical y de la juventud de la época. Un año después repetirían el éxito con el prensaje del sencillo “Escudo Y Espada’/‘Soy Real“, que vendió 7,500 copias en su primer prensaje de salida y en un segundo prensaje acumularía una cifra astronómica de 27 mil unidades, que inquietaron al sello fonográfico, dueño se sus derechos artísticos.

“El rock, como folklor universal que es, da la oportunidad de expresar las vivencias, las necesidades, las represiones, las frustraciones igualmente sociales” dijo Ramírez de esas primeras canciones en 1986, representativas de las preocupaciones, los temores y los dolores de la juventud nacional en una época atribulada para Colombia. “Y vivimos en un país donde las ciudades son islas y en las ciudades hay gente que somos islas, o comunidades por clases sociales de esa misma ciudad, entonces la única manera realmente de hacer sentir esas partes necesitadas es a través de su misma juventud, que es la única que tiene la berraquera de hacer las cosas de frente, a través del rock llámese como se llame: metal, punk, hard core, como quieras.”

A raíz del éxito comercial inicial y con los más bajos recursos técnicos y de producción, Elkin y Kraken procedieron a grabar con Codiscos su álbum debut, ‘Kraken’, con el que vendieron un número récord de 27 mil unidades de salida. Dicha cifra escalaría en los meses siguientes a 50 mil, convirtiendo a ‘Kraken’ – el álbum – en uno de los primeros esfuerzos discográficos en transgredir las barreras de la clandestinidad del rock duro y abrirse paso hacia las corrientes comerciales de la radio a punta de esfuerzo, pasión, ética independiente y el poderoso clamor del naciente público nacional. 

El resto es historia patria. 

TITÁN DE LA RADIO 

Pero sería ‘Vestido De Cristal’, del segundo larga duración del grupo,(Kraken II) la que se convertiría en la histórica canción de Elkin Ramírez y de su grupo; una balada de hard rock en la que la inclusión de teclados fue determinante para su éxito – al igual que para la estética entera del álbum -, ‘Vestido’ se convirtió en el número uno de todas las emisoras juveniles del país entre 1989 y 1990, y fue parte esencial en el desarrollo y fortalecimiento de las marcas radiales como sistemas de radiodifusión nacional. A pesar de las críticas y temores de usar los teclados, Ramírez nuevamente empujó los límites de la música rock nacional y se salió con la suya, transformándose en el camino en una carismática figura en tarima y en uno de los más venerados y queridos frontmen de la historia del rock colombiano. 

En 1990, la banda tuvo grandes retos qué superar en la composición, grabación y producción de “Kraken: III“, álbum que consolidó la imagen de Elkin y del grupo con contundencia y maduración.

De éste disco se destacan, en la cúspide de la fama del cantante, ‘Rostros Ocultos’ e ‘Hijos del Sur’, que contribuyeron al crecimiento de la popularidad del grupo y al desarrollo de una nueva gira nacional, además de una variación en la alineación del grupo. 

En 1993, durante la preparación de nuevo material para su cuarta producción, el guitarrista fundador de Kraken, Hugo Restrepo abandona la banda tras una seria discusión por derechos de autor con Elkin y la relación artística se fracciona. Ramírez se dedica a trabajar con el músico y productor Federico López en la creación de ‘Piel De Cobre’ durante dos años, en los que estudió las costumbres y dialectos centroamericanos precolombinos en el Quinto Centenario del descubrimiento de América. Dicho aprendizaje fonético se reflejó en el lanzamiento del sencillo ‘Lenguaje de mi Piel’ y de otras canciones como la homónima ‘Piel De Cobre’.  Simultáneamente a su grabación y producción, Elkin Ramírez escribía y creaba el diseño para el montaje escénico/coreográfico/musical apoyado por el Ballet Folklórico de Antioquia en el Teatro Metropolitano.

Entre 1994 y 1996, Kraken realizó más de 100 presentaciones en vivo sin ceder a los rumores de desintegración. En 1997, Elkin inició audiciones para una nueva alineación que duraría hasta julio del 2003 conformada con nuevos músicos.

Medellín sería su cuna, Bogotá su hogar. Las numerosas grabaciones artesanales de sus fans en concierto los llevó a pensar en la necesidad de publicar “Kraken en Vivo: Huella y Camino“. Este álbum se grabó durante dos presentaciones llevadas a cabo en el año 2000 entre el Teatro Jorge Eliécer Gaitán de Bogotá y el Aeroparque Juan Pablo II de Medellín. 

El Festival Rock al Parque presentó a Kraken en su décima edición, frente a más de 70.000 espectadores en la plaza de eventos del Parque Metropolitano Simón Bolívar de Bogotá. 

En octubre de 2005, Ramírez volvió a innovar en el concepto de presentaciones en vivo al presentar el primer concierto sinfónico en Bogotá de una banda de hard rock colombiana y vuelven a ser invitados a abrir Rock al Parque; en 2006 lanzan el álbum de la grabación de dicho evento.

En 2008, Elkin hizo su debut en el cine personificando a un asesino para la producción colombiana “La Ética de Caín”,del director Edward Ruiz, y acompañó a Tres De Corazón en el álbum “Quietos Todos” en la canción “La Estupidez De Este Mundo Demente” y como vocalista invitado en ésta grabación y en en el álbum “Ruido Azul” de la banda Agamez en dos canciones.

En junio de 2012, Kraken compartió escenario con Barón Rojo y Arkangel en Bogotá y Armenia, y en diciembre de 2013 la banda se presentó en el Orquideorama del Jardín Botánico de Medellín y grabó un DVD festejando los 30 años de la banda.

Durante 2014, la banda realizó una gira nacional llamada “Kraken 30 años” que concluyó en Bogotá en junio de 2015 con un concierto donde presentó el sencillo “Sobre Esta Tierra” sorprendiendo a los fanáticos con la expectativa de un nuevo álbum. 

A pesar de las difíciles condiciones de salud del Titán en 2016, tras una complicada operación que le había dejado limitada su movilidad y habla, (además de recibir radioterapias y quimioterapias luego de que le extrajeran un edema fibroso en el parietal izquierdo en junio de 2015), Elkin Ramírez hizo un esfuerzo sobrehumano para grabar ‘Kraken VI – Sobre Esta Tierra’ y publicarlo en septiembre de 2016. 

“Gracias por sus acompañamientos, no abandonarnos y entender que en momentos difíciles se conocen las personas que realmente lo quieren a uno. Kraken sigue adelante, vamos con toda, los quiero y los extraño muchísimo, hasta pronto”, dijo el cantautor de rock, quien nunca perdió la esperanza ni dejó de creer en el trabajo duro como la esencia de un legado disciplinado de canciones y de una ética que entendió rápidamente la dinámica de las audiencias en el nuevo esquema de la música empoderando siempre a su fanaticada, girando por todo el país y entregándose a sus seguidores de manera incondicional e inequívoca. 

Con Kraken, Elkin Ramírez produjo 22 videoclips, grabó nueve álbumes y realizó numerosas giras en Colombia, donde la gran audiencia de la banda se concentraba en Bogotá. Internacionalmente se destacan conciertos memorables en Venezuela, Ecuador, Bolivia, Argentina, México y pequeñas presentaciones en Estados Unidos. A mediados de 2014 realizaron el lanzamiento de su DVD capturado en vivo y titulado “Kraken, 30 años: La Fortaleza del Titán”. 

Ramírez produjo, además, tres álbumes recopilatorios, dos tributos, un DVD y más de 20 sencillos que – sin importar el impacto que hayan tenido en la radio comercial posteriormente al declive en popularidad del rock y el regreso de la tropicalidad a las ondas de radio – consolidaron la influencia y el impacto de Elkin Ramírez en la escena del rock latinoamericano como uno de los más prolíficos, curiosos e inagotables artistas del hemisferio sur. 

Gracias, Titán por permitirnos soñar tus quimeras y por enunciar a todo pulmón que Latinoamérica también se viste con piel de hierro.

Leave your comment

Related